Qué pasaría si...?
13JUL

Qué pasaría si...?

¿Qué pasaría si...?

¿Qué pasaría si la juventud, con toda su energía, apostara por crear en Galicia?

Quizás porque vivimos colgados de los acantilados de la  fisterra europea, nos es más fácil ir a Nueva York que a Madrid. 

Para los gallegos, el mar siempre es camino, nunca frontera. Nunca fuimos de quedar parados, más bien al contrario. Somos gente que se mueve por las carreteras del Atlántico, gente que va a navegar, que va al mar y luego, más allá,  ultreia, avanza puertos hasta abarcar toda la tierra.

El mar fue también subsistencia. Riqueza y sosten de la actividad productiva y empresarial que se desarrolló en las orillas de las rías.

¿Qué pasaría si  buscasemos en los productores artesanos la mejor conserva de Galicia?

En Galicia supimos siempre guardar la abundancia de nuestras rías. Desde la  Garita de la Herbeira a Santa Tegra y desde el Castro de Baroña hasta Castromiñán, los vetustos concheiros de los castros dan fe de nuestras preferencias: marisco, pescado, bibalvos...

Durante milenios salamos y ahumamos para tener, para guardar, para ofrecer. Más cerca de nuestros tiempos conservamos y helamos, esto es, seguimos perfeccionando los procesos para mantener el sabor intenso del mar y la más deliciosa elaboración culinaria. 

Así pues, no es extraño para nadie el hecho de que tengamos la mejor conserva del mundo.

¿Qué pasaría si... acompañáramos este producto con la mejor expresión artística? 

Desde hace varios años  Stoupa viene siendo la ventana y el aguijón que tenemos en la Costa da Morte para disfrutar del arte. 

Stoupa funciona como un crisol en el que personas muy diferentes encuentran puntos en común y se nutren mutuamente. En los actos de  Stoupa crecieron las afinidades y las amistades. 

De una sutil  serendipia o de estas casualidades que tiene la vida, surgió el encuentro entre AR DE ARTE  y la pintura de Fernando Rei, colaborador habitual de  Stoupa.

En su pintura encontró AR DE ARTE las pinceladas que  singularizan su producto:la concha negra del mejillón y la promesa roja que esconde en el interior, las pinceladas  irisadas azules y grises de las humildes y sabrosas  xoubiñas... la memoria del sabor y la imagen evocadora que acompaña la conserva de AR  DE ARTE.

¿Qué pasaría, entonces, si  mezclásemos todo esto: el emprendimiento y la juventud, el mejor producto y el arte?

Nace AR DE ARTE una apuesta por el emprendimiento de la juventud en nuestra tierra, por la selección de la mejor conserva artesana y por la fusión con la expresión artística.

Texto escrito por Concha Martínez Mayo.

¡Muchas gracias Concha, muy agradecidos por tu bella descripción del proyecto y como tus palabras suenan mucho mejor en el texto original...

Que pasaría se...?

Que pasaría se a xuventude, con toda a súa enerxía, apostase por crear en Galicia?

Quizais porque vivimos colgados dos cantís da fisterra europea, énos máis fácil ir a Nova York ca a Madrid. 

Para os galegos, o mar sempre é camiño, nunca fronteira. Nunca fomos de quedar parados, máis ben ao contrario. Somos xente que se move polas estradas do Atlántico, xente que vai navegar, que vai ao mar e logo, máis alá, ultreia, avanza portos até abarcar a terra toda.

O mar foi tamén subsistencia. Riqueza e sostén da actividade produtiva e empresarial que se desenvolveu nas beiras das rías.

Que pasaría se buscasemos nos produtores artesáns a mellor conserva de Galicia?

En Galicia soubemos sempre gardar a abundancia das nosas rías. Desde a Garita da Herbeira a Santa Tegra e desde o Castro de Baroña ata Castromiñán, os serodios concheiros dos castros dan fe das nosas preferencias: marisco, peixe, bibalvos...

Durante milenios salgamos e afumamos para ter, para gardar, para ofrecer. Máis cerca dos nosos tempos conservamos e xeamos, isto é, seguimos perfeccionando os procesos para manter o sabor intenso do mar e a máis deliciosa elaboración culinaria. 

Daquela, non é estraño para ninguén o feito de que teñamos a mellor conserva do mundo.

Que pasaría se... acompañásemos este produto coa mellor expresión artística? 

Desde hai varios anos Stoupa vén sendo a ventá e o aguillón que temos na Costa da Morte para gozar da arte. 

Stoupa funciona como un crisol no que persoas moi diferentes atopan puntos en común e se nutren mutuamente. Nos actos de Stoupa medraron as afinidades e as amizades. 

Dunha sutil serendipia ou destas casualidades que ten a vida, xurdiu o encontro entre AR DE ARTE  e a pintura de Fernando Rei, colaborador habitual de Stoupa.

Na súa pintura atopou AR DE ARTE as pinceladas que singularizan o seu produto:a cuncha negra do mexillón e a promesa vermella que agocha no interior, as pinceladas irisadas azuis e grises das humildes e saborosas xoubiñas... a memoria do sabor e a imaxe evocadora que acompaña a conserva de  AR DE ARTE.

Que pasaría, entón, se mesturasemos todo isto: o emprendemento e a xuventude, o mellor produto e a arte?

Nace AR DE ARTE unha aposta polo emprendemento da xuventude na nosa terra, pola selección da mellor conserva artesá e pola fusión coa expresión artística.

Compartir esta entrada en: 0 0 0

Volver
Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más Información. OK Más información